Qué son los descendentes en el zodiaco

En los estudios de astrología, el descendente se ubica en el extremo opuesto del signo ascendente, es decir, la cúspide de la casa VII, la zona de las relaciones. Mientras que el ascendente habla sobre cómo somos con nosotros mismos, el descendente habla sobre cómo nos relacionamos con los demás, señala lo que buscamos en los otros, la forma en la que asumimos nuestros compromisos, y las cualidades ocultas de nuestra personalidad.  Hace referencia a lo que admiramos del otro y que desconocemos que está presente en nosotros, ¿quieres saber más de este término?, te invitamos a leernos a continuación.

Hablemos más del Descendente

Primero que nada, señala la manera en la que interactuamos con las demás personas, el modo en el que nosotros reflejamos lo que somos hacia los demás y la imagen que damos con ello. También destaca aquello que admiramos del otro, pero que a fin de cuentas es algo que también está en nosotros y que no nos atrevemos a explorar, porque simplemente tememos aceptarlo. Pero así como lo es para los aspectos positivos, también aplica para los negativos, eso que odiamos de los demás, pero porque tal vez es un reflejo de lo que no disgusta de nosotros mismos, que simplemente no nos atrevemos a aceptar y a enfrentar como tal.

Es una energía presente en tu interior pero que no es aceptada, de manera que la empezamos a proyectar en terceras personas, y a admirar la forma en la que ellos manifiestan esas cualidades que nosotros hemos suprimido ya sea por temor, o por presión social. En este sentido, empezamos a comprometernos y a llevar una relación sentimental con esas personas que admiramos, porque se atreven a hacer lo que nosotros no. Nos invita a dejar ese miedo, a superar las barreras que imponemos para crecer.

Identificación del descendente

La posición de este y de otros aspectos vinculados con el cálculo de la carta natal o astral, dependen directamente de la hora, fecha y lugar del nacimiento del consultante, pero hay quienes afirman que con sólo conocer el ascendente se puede saber cuál es el descendente identificando el signo opuesto. Pero no se considera como una forma exacta de hallarlo, así que es preferible remitirse a la carta natal, que se formula mediante algunos cálculos matemáticos realizados y que es independiente para cada persona.

Para obtenerla, se puede acudir a un profesional para que la elabore o acceder a sitios virtuales en donde puedes también conseguir tu carta natal, todo es cuestión de gustos y preferencias y también del medio en el que tengas más disponibilidad. Una vez determines el signo que ocupa tu cúspide de la Casa VII, tendrás una pista de las características que debes trabajar para superar tus miedos, y ser una persona mejor, ya eso dependerá de ti y de la convicción y fuerza que tengas. Los planetas posicionados cerca de esta casa son una fuerte energía a considerar, superar y sacar estos sentimientos represados que te señala el descendente, te hará libre.

Artículos relacionados

  Siguiente

Días de la semana: elementos que mueven su energia